sábado, 29 de abril de 2017

Funeral y entierro en Regules de Soba



Difunto: Alejandro Martínez Ranero

Fecha: 30 de abril, domingo

Hora: 16:30

Tanatorio: Alto Asón (Riancho), sala 2

Triduo:
06 de mayo, sábado, a las 17:30
13 de mayo, sábado, a las 17:30
20 de mayo, sábado, a las 17:30


viernes, 28 de abril de 2017

Hoja Parroquial Num 268







Aviso sobre el cementerio de Ramales

Hemos recibido varios avisos comunicando que se ha visto a jóvenes subiendo y saltando sobre bloque de nichos del cementerio viejo. Ante estos hechos queremos informar:



  1. El estado de algunos bloques es malo, incluso algunos techos están hundidos viéndose algunos restos humanos. Estar saltando encima supone riesgo físico para los mismos jóvenes.
  2. Es una falta de respeto para nuestros difuntos y para sus familiares. Y la manipulación de los restos puede convertirse en delito.
  3. Se ha notificado a la Guardia Civil y la Policia Municipal para que estén sobreaviso.

miércoles, 26 de abril de 2017

Resucito

https://youtu.be/_OjvoETiWLs

Funeral y entierro en Herada de Soba



Difunto: Federico Ranero Ortiz

Fecha: 27 de abril, jueves

Hora: 16:30

Tanatorio: La Luz de Laredo (sala nº 1)

                (A partir de las 4 de la TARDE de HOY Miércoles)

Triduo:


14 de mayo, domingo, a las 11:00
28 de mayo, domingo, a las 11:00
11 de junio, domingo, a las 11:00

domingo, 23 de abril de 2017

Funeral y entierro en San Martín de Matienzo de Ruesga

Difunta: Mª del Carmen Sampedro García

Fecha: 24 de abril, lunes

Hora: 17:00

Tanatorio: El Alisal, Santander

Bautizo en Soba

El pasado sábado 22 de abril celebramos el bautizo  de Claudia hija de Susana y Rubén.

Felicidades a su familia y a la comunidad que acompañó a la familia en este momento tan importante para todos.







Monaguilla de la semana - Ramales



domingo, 16 de abril de 2017

Monaguillos de la semana



Feliz Pascua de Resurrección


Funeral y entierro en Quintana de Soba

Difunta: Josefa Sáinz Ortega

Fecha: 17 de abril, lunes

Hora: 16:30

Tanatorio: Nereo Hermanos Santander. Sala 6

Triduo:
22 de abril, sábado, a las 11:00
29 de abril, sábado, a las 11:00
06 de mayo. sábado, a las 11:00

viernes, 14 de abril de 2017

Reflexiona cada día

María rompió el frasco de alabastro (Jn 12,3). Lunes de la Semana Santa
10 Abril, 2017 por Mater Dei .

En el culto de Israel, la vasija de barro en que se cocía el animal de los sacrificios era quebrado y roto después de la ofrenda. María de Betania había visto muchas veces romper aquellas preciosas vasijas que se habían utilizado en los sacrificios del Templo. Aquella tarde de cena, intuyendo con fina sensibilidad el peso y la congoja que el Maestro traía en el corazón, quiso acoger y consolar a su huésped con aquel precioso y exquisito perfume de nardo puro. 

No quiso entregárselo gota a gota sino que rompió ante todos el valioso frasco de alabastro bellamente tallado y ungió con el perfume la cabeza del Señor. El Maestro quedó sobrecogido y profundamente conmocionado por aquel gesto tan delicado y sencillo con el que aquella mujer estaba anunciando la pasión del Señor. Muy pronto habría de romperse esa otra preciosa vasija de alabastro, que era el cuerpo de Cristo, en la que había de ofrecerse la verdadera víctima y el verdadero sacrificio, para que el perfume del Verbo, el Espíritu Santo, impregnara todo del buen olor de Cristo.

Sólo si el frasco se rompe puede salir el perfume que hay en su interior. Pero, fascinados por la belleza de lo externo y aparente, nos olvidamos, quizá, de que la verdadera riqueza está en el interior. Cuántos de nosotros preferimos entregar a Dios sólo un poco de nuestro tiempo, inteligencia, dinero o actividad, sin dejar que el verdadero frasco de alabastro se rompa, porque es lo que para nosotros tiene más valor. Hay que romper sobre todo nuestro interior, ese rico alabastro del alma que esconde y guarda lo más precioso de ti. Eso es lo que has de entregarle a Dios si quieres ser una pequeña Betania para Él. Pero ¿te has preguntado alguna vez qué tipo de perfume saldrá de tu alma si rompes tu alabastro?

jueves, 13 de abril de 2017

Entierro en Fresnedo de Soba



Difunta: Antonia Amilibia Sierra

Entierro:

   Fecha: 14 de abril, viernes
   Hora: 17:00


Tanatorio: Nereo Hermanos, Santander. Sala 2

domingo, 9 de abril de 2017

sábado, 8 de abril de 2017

Reflexiona cada día

Se nos va la fuerza por la boca
8 Abril, 2017 por Mater Dei.

Toda la riqueza interior que acumulas en tu tiempo de oración, en tus Eucaristías, en tu trato con Dios, se te puede evaporar con rapidez cuando no gobiernas y dominas tu lengua. Es difícil no hablar con ligereza y superficialidad, saber ponderar comentarios o evitar críticas apresuradas y valoraciones innecesarias cuando el corazón no está lleno de silencio interior. Si llevas dentro mucho ruido de afectos desordenados, de pensamientos vanidosos, de prisas y activismos, de dudas y tentaciones, de inquietudes, de excesivas preocupaciones, de rencores, tu hablar será igualmente ruidoso y desordenado. Y con ese ruido alocado en el alma es lógico que pienses que Dios no te habla, que no le ves, que está lejos de ti, que no te escucha.

Una forma de hacer silencio interior es cuidar y ponderar lo que hablamos y decimos, sobre todo cuando la precipitación, la ira o el excesivo entusiasmo nos hacen decir cosas de  las que –la mayoría de las veces– terminamos por arrepentirnos. Aprende a ser discreto, cauto y ponderado en el hablar, porque, una vez que la caja de Pandora se ha abierto, es imposible volver a encerrar en ella todos los vientos que se escaparon. Aprende de los silencios y del hablar de Dios. Contempla a menudo tantos silencios de Nuestro Señor, mucho más abundantes en su vida que sus palabras y sus milagros. Aprende de esos fecundos silencios de nuestra Madre, que acompañaban tan de cerca los silencios del Hijo. Pídele a san José que te enseñe y ayude a vivir el silencio, como él lo vivió: lleno de contemplación, junto a María y a Jesús. Cuanto más vayas llenando de Dios tu corazón más buscarás tu silencio interior. Empezarás, entonces, a hablar el verdadero lenguaje, el de Dios, y tu vida ya no podrá callarle.

domingo, 2 de abril de 2017

Reflexiona cada día

Llevar las cargas de los demás
2 Abril, 2017 por Mater Dei.

No hay carga más dulce de llevar que la que guarda en su seno esa madre gestante que va a dar a luz. Cobijado en sus entrañas, el hijo es hijo porque sabe descansar en el seno escondido de su madre. Dios también se hizo hijo y fue llevado, cargado como hijo. Qué carga tan grande y tan dulce para María la de este Hijo que llevó en su seno purísimo. Y así, llevado como hijo, se preparaba el Verbo para cargar sobre sí todo el peso de nuestro pecado. Llevó en su seno todo el peso de la redención, cargando en sus entrañas, como se carga con el hijo, aquella cruz que había de dar tanta vida a tu alma.

¿Cómo no llevar y soportar así, con entrañas de madre, con las entrañas del Verbo encarnado, esas cargas y cruces que los demás necesitan descansar en ti? ¿No ves que cada problema, cada dolor, cada sufrimiento y prueba de los que te rodean deberías tu sentirla y acompañarla como una madre siente y acompaña en sus entrañas al hijo nascituro? Dios lleva tus cargas; lleva tú las de los demás y experimentarás algo de aquella dolorosa dulzura de Cristo llagado cuando cargaba con la Cruz. El amor hace liviano todo peso. Y por amor, has de llevar en tu alma las cargas y cruces de los demás, como María llevó en su seno aquel Hijo de sus entrañas. Has de amar la cruz de Cristo en los demás y ser en ellos ese pequeño cireneo de Dios. Y que tu amor sea para ellos el descanso y alivio que Dios les ofrece a través de ti.

Monaguillo de la semana - Regules



Monaguillos de la semana - Ramales




sábado, 1 de abril de 2017

Reflexiona cada día

Mater Dei » Laña de hoy
“Todo lo ha hecho bien” (Mc 7,37)
Posted: 31 Mar 2017 04:00 PM PDT

La gente sencilla que escuchaba al Señor se asombraba de las cosas que hacía. Es verdad que tenían como referente sus curaciones y milagros, pero también en sus palabras había un halo de autoridad que nunca habían visto en ninguna otra persona. Jesús inflamaba sus almas con esa seguridad y esa paz de quien reconoce en cada uno de ellos eso que les inquieta y hace sufrir. Se trata de descubrir que todas esas circunstancias negativas no son un absoluto sino que hay que saber “descansarlas” en un corazón más grande, el del Señor.

También tú y yo nos preocupamos por hacer bien las cosas. Sin embargo, en ocasiones, ponemos más un empeño y un esfuerzo personal que un saber abandonarnos en la Providencia divina. ¿Qué significa esto? Lo nuestro es ser instrumentos. Por eso, hacer las cosas bien es vivir en la confianza filial de que todo está en Sus manos, no en las nuestras. Descubrir esa perfección sólo se alcanza cuando sabemos corresponder en el amor. Te equivocas, metes la pata, te derrumbas, te desanimas… ¡Sí!, también hay elementos objetivos, una enfermedad, un problema familiar, una acusación injusta… Pero, también todos esos momentos están depositados en el corazón de Jesús, que los asume y abraza para que sigas hacia la meta del Cielo. Nunca pienses que aquí, en la tierra, encontrarás la perfección (ni la tuya, ni la de los demás), porque sólo Cristo lo hizo todo bien.

En esto consiste la perfección, en que Él te amó primero, para que tú y yo descansemos en ese seno misericordioso de la ternura de Dios… ¡He ahí la manera de hacer las cosas bien!